viernes, 20 de julio de 2012

CAMINOS DE SUMISIÓN


Hace unos días llego a mis manos esta lectura.

Caminos de sumisión cuenta la historia de Alba, una joven recién divorciada que decide alejarse de su tormentosa vida y de su exmarido y empieza a trabajar para un hombre, en una casa en el campo: Ahí, un buen día encontrará dentro de un arcón de un viejo desván, unas cartas que despertarán en ella deseos y nuevas sensaciones que la conducirán por ese camino de entrega y sumisión.

Una novela escrita por Manuel Salcedo y publicada originalmente en formato electrónico por la editorial La pluma de seda y donde también se puede adquirir en formato papel.
Cortita pero intensa, donde además de los personajes principales, aparecen otros personajes esenciales para la historia y para el desarrollo de ese camino de Alba, un camino donde se descubre a si misma guiada por una mano sabia y experimentada. 
A mi me ha dejado un buen sabor de boca porque a diferencia de otras historias, no se recrea en la parte menos placentera de ese camino, en las dificultades, sino que nos muestra a una mujer sumisa y feliz de serlo, sintiendo en cada poro de su piel el orgullo de ser lo que es.

Os invito a que visitéis el blog de Manuel, Senderos de sumisión, donde encontrareis los 4 primeros capítulos de este libro además de reflexiones varias sobre estos mundos desde su punto de vista como dominante.

Que os aproveche la lectura ξ(◕◡◕)ξ.

4 comentarios:

  1. A menudo sucede que cuando piensas que todo está perdido, nada está perdido, una luz aparece al final del túnel. Eso, sucedió en mi vida y supongo que en muchas vidas. Si a ello sumamos que la sumisión y la entrega es una opción libre que produce la felicidad eterna, ....la cuestión está en aceptarlo, cambiar la cabeza, dar la vuelta a la tortilla y sentir cómo algo sano y bello lo que para otros es perversion y dolor. Creo que ambas sabemos de qué hablamos.
    No dudes que lo leeré.
    Gracias preciosa princesa por todo, todo lo que estoy recibiendo de ti.
    Mil besos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Siempre hay una luz, y dos y tres...siempre sale, sólo que hay que ser paciente, nada más y no "desesperar" (maldita palabra que últimamente no me deja...grrrrrrrrr).

      Me alegra mucho verte así de contenta, féliz e ilusionada. Lo contagias.

      Gracias a ti y un besazo guapa.

      Eliminar
  2. Muchas gracias por compartirlo preciosa, con lo que me gusta leer le echare un vistazo jejeje

    Un besazo enorme y feliz finde :)

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Que bien, pues hala, a leer se ha dicho.

      Besitos.

      Eliminar